Gavión cabecinegro: primera cita para España


28
Mar
2014

Entre el 21 y 22 de marzo de 2014 pudo ser observado, durante largos periodos de tiempo, un ejemplar inmaduro de gavión cabecinegro Larus ichthyaetus en uno de los pocos arrozales que se mantenían todavía inundados en La Foia (Sollana). La primera observación se produjo la tarde del 21 de marzo, cuando un gran grupo de gaviotas (patiamarillas, sombrías y reidoras) comenzó a concentrarse en esta zona, coincidiendo con la llegada de una fuerte tormenta.

En un primer momento, pudo ser identificada una gaviota de gran tamaño, algo superior a las muchas patiamarillas presentes, pero con un evidente antifaz oscuro, un pico proporcionalmente largo de color hueso con un marcado extremo negro y una serie de rasgos que parecían coincidir plenamente con los de un gavión cabecinegro. Tras una breve observación, el mismo grupo de gaviotas levanta el vuelo y se dispersa por las zonas próximas, no pudiendo en ese primer momento relocalizar al individuo.

La mañana siguiente, es localizada nuevamente esta gran gaviota, en compañía de otras aves en la misma zona, acudiendo al poco rato al mismo arrozal inundado en donde permanece buena parte del día. Esta estancia es aprovechada por un buen número de observadores que acuden a este sitio para dar con una de las especies más esperadas. Se trata de un ave de segundo año calendario (plumaje de 1er invierno avanzado) que permanece largas horas descansando y formando parte del grupo de gaviota patiamarilla Larus michahellis y gaviota sombría Larus fuscus.

El gavión cabecinegro es una especie que se reproduce en la región comprendida entre el mar Negro y el Caspio y las regiones centrales de Asia. La especie realiza un desplazamiento migratorio hacia los lugares de invernada localizados en el mar Rojo, las costas del océano Índico y el golfo Pérsico. Una pequeña proporción se desplaza hacia el Mediterráneo, alcanzando Turquía e Israel. La última década han aumentado las citas en países del Este de Europa (Polonia, Hungría, Bulgaria,...) y, recientemente, incluso en Italia. De ser aceptada por el Comité de Rarezas de la SEO, se trataría del primer registro para la península Ibérica y también el primer confirmado para España (existe una referencia aparentemente todavía sin homologar de un ave observada en Tenerife el 31 de marzo de 1995) y uno de los pocos obtenidos en el Mediterráneo occidental.

Observador: Toni Alcocer

Publicado en