La complicada observación de las polluelas


15
Abr
2010

La mayoría de las escasas observaciones de rálidos que podemos realizar a lo largo de nuestras salidas al campo se limitan a una fugaz huída o a la aparición inesperada de un ave que levanta el vuelo ante nuestros pasos. Rascones y polluelas suelen ser observadas por breves instantes de tiempo que, por fortuna, podrán llegar a ser suficientes como para poder ver detalles con los que poder identificar cada especie. Si se cuenta con el tiempo suficiente, la observación pausada de polluelas y rascones suele dar más de una sorpresa y especialmente durante el paso prenupcial, a lo largo de abril y mayo. Un periodo del año en el que este grupo de aves parece resultar algo más regular de lo que podría esperarse.

Las polluelas, conocidas localmente como picardones, son especies muy esquivas y de caracteres marcadamente retraídos, que se suelen mostrar más activas a primeras y últimas horas del día. Con frecuencia suele presentarse en hábitats palustres con escasa profundidad de agua, en los que se desarrolla una densa cubierta de vegetación (eneales, carrizales y juncales), en la que suelen permanecer ocultos la mayor parte del día. Este tipo de lugares, suelen ser excelentes para lograr una observación lo suficientemente buena como para poder disfrutar, por unos instantes, de estas aves. Esperar en silencio y provistos de una óptica adecuada delante de un lugar con la suficiente visibilidad y cercano a estas masas de vegetación podrá darnos algún buen resultado…eso sí, no siempre uno puede acertar con la caprichosa actividad de la polluela, ni con el momento y lugar oportuno en el que cruzarse en su camino.

Con el propósito de mejorar el conocimiento sobre el estatus de presencia y lograr observar este tipo de aves, la Sociedad Española de Ornitología, dentro del programa de Voluntariado Ambiental "Alas sobre agua", desarrollará el próximo sábado y en el mes de mayo varias salidas al campo dirigidas a la observación y localización de rálidos (contacto con la Delegación SEOBirdLife). Una buena oportunidad para dar con un grupo de aves que suele dar más de un quebradero de cabeza.