Cuaderno de Campo | Septiembre 2009

Dónde ver aves este mes: SEPTIEMBRE


09
Sep
2009

Después de un caluroso mes de agosto caracterizado por una marcada estabilidad atmosférica, septiembre arranca con varias observaciones destacadas y con los primeros síntomas de cambio en el tiempo. Este mes suele ser uno de los periodos del año más esperados por los observadores de aves ya que, el paso postnupcial, suele ofrecer interesantes opciones para la observación de aves.

El comienzo de los trabajos de recolección del arroz en el marjal puede hacer que, temporalmente, este hábitat muestre escaso atractivo para las aves acuáticas. De cualquier forma, muchas zonas cercanas a la laguna de l’Albufera y El Palmar (tancats de l’Alcatí, El Recatí, El Fangar, l’Estell, Baldoví o El Campot), suelen ser inundadas con antelación durante la primera mitad del mes y por ello suelen concentrar una gran cantidad de aves. Las partidas recién cosechadas y con agua, suelen ser un hábitat propicio para observar limícolas, gaviotas, garzas y paseriformes en paso. Por otra parte, la R.N. de La Ratlla es otro de los sitios muy recomendables estos días ya que suele concentrar un buen número de limícolas. Deberemos tener en cuenta que moverse por el marjal por estas fechas suele tener el inconveniente de transitar con cosechadoras y tractores, lo que puede obligarnos a estar parados durante algún tiempo.

Las situaciones de inestabilidad en el tiempo, con los frecuentes temporales de levante de septiembre, suelen ser ocasiones perfectas para observar gaviotas, charranes y fumareles que se ven empujados a la costa; los litorales de la Devesa, el estany de El Pujol o las zonas inundadas de marjal son lugares excelentes a los que acudir bajo estas condiciones atmosféricas adversas. También en el mar pueden darse muy buenas jornadas para la observación de aves marinas, especialmente con vientos del este y por las tardes, ya que en estas fechas se registran los máximos anuales de pardela cenicienta y la entrada de alcatraces y págalos en su regreso desde los lugares de cría.

Los paseriformes es otro de los grupos que recoge gran número de citas en el paso postnupcial, cualquier lugar es bueno para encontrarse con estas aves aunque su observación, en la mayoría de casos, puede ser complicada. Las diferentes estaciones de anillamiento puestas en marcha en l’Albufera por diferentes grupos suelen también arrojar, en este caso, interesantes observaciones. (Información de la actividad desarrollada por los diferentes grupos de anillamiento: Grupo Albufera, Grupo Albufera, Grupo Pit-Rog, Grupo Llebeig).

Publicado en

Comienzan los trabajos de recolección del arroz


05
Sep
2009

A lo largo de esta semana se han iniciado las labores de recolección del arroz en l’Albufera. A partir de este momento, los niveles de inundación en el marjal serán muy bajos, por lo que la capacidad de acogida para un gran número de aves acuáticas se verá bastante reducida. Se trata de un periodo delicado para este humedal, muy similar a lo que sucede a finales de invierno, ya que una extensa superficie de terreno (más de 12.000 hectáreas del parque natural) quedará casi en seco, limitando con ello su capacidad para ofrecer alimento. En unas semanas, conforme se vaya cosechado el cereal, los campos serán nuevamente inundados, ofreciendo unas mejores opciones para la presencia de aves.

Este año, con el cumplimiento de la prohibición de quemar los rastrojos que se hizo finalmente efectiva la pasada temporada, es previsible que la inundación de muchos campos pueda verse anticipada, posibilitando con ello un fangueo de los campos antes de la inundación invernal. El propósito de esta nueva medida es la de favorecer la incorporación en el suelo de los restos que han quedado en los campos tras la recolección, antes de la inundación invernal, evitando con ello el deterioro de las aguas. El pasado año, la imposibilidad de incorporar la paja en el suelo debido a las persistentes lluvias que se registraron desde principios de septiembre, dio lugar a procesos de descomposición de los rastrojos que ocasionaron el deterioro de la calidad de las aguas en extensas zonas inundadas del humedal.

Septiembre se estrena con dos observaciones de aves raras


03
Sep
2009

El primer día de septiembre ha traído dos observaciones muy esperadas. Después de un mes de agosto bastante tranquilo y sin grandes noticias ornitológicas, la primera mañana del mes pudieron ser observados un ejemplar de lavandera cetrina Motacilla citreola en la Reserva Natural de La Ratlla y un joven de falaropo picofino Phalaropus lobatus en la Reserva Natural del Racó de l’Olla. Se trata de dos especies que tienen consideración de rareza en España y por este motivo, sus observaciones deben ser remitidas al Comité de Rarezas de SEO/BirdLife para su homologación.

La observación, en un determinado territorio, de especies de aves pertenecientes a otras regiones geográficas, suele ser motivo de entusiasmo y satisfacción para un gran número de observadores de aves. Pero al margen de esta primera valoración, la observación y el estudio de los registros de aves raras en un territorio tienen un valor biológico indudable. El estudio de los patrones de presencia de aves raras en un territorio y de los cambios en su regularidad de aparición al cabo de los años, pueden ser indicativos de las estrategias adoptadas por las diferentes especies de aves en sus intentos de ocupar nuevas áreas de cría o de invernada. Para poder analizar estos cambios a nivel continental es necesario contar con los listados de las aves observadas en cada país. Con esta finalidad, los ornitólogos se han dotado de comités de rarezas encargados de configurar los listados de las especies de aves que ocupan un territorio y de recopilar las citas de aves consideradas raras que han sido registradas allí para valorar, en su caso, las incorporaciones de nuevas especies a dichos listados.

De este manera, cualquier persona que observa una rareza puede contribuir con su nueva cita a lista nacional de observaciones de aves raras, comunicando los detalles de su observación al comité de rarezas correspondiente, que en el caso de España es el perteneciente a la Sociedad Española de Ornitología (SEO/BirdLife). (Comité de Rarezas de la SEO). El mes de septiembre suele ser uno de los periodos del año en el que mayor número de rarezas suele observarse, un momento muy esperado por una gran cantidad de observadores de aves.

Publicado en