INFORMACIÓN GENERAL

El Parque Natural de l’Albufera, con sus 21.120 hectáreas, constituye uno de los humedales más importantes de la península Ibérica, tanto por los hábitats naturales que conserva como por la comunidad de aves acuáticas que se dan cita en ella.

La gran variedad de ambientes y paisajes en l’Albufera permite que existan muchas alternativas para la observación de aves en este enclave. Sin embargo, la dificultad de acceder a los sitios más interesantes, la escasa información existente y las distancias que, en ocasiones, se han de recorrer, parecen limitar las posibilidades para observar aves. Además, la reducida superficie de hábitats naturales (especialmente los palustres) y las diferentes molestias registradas sobre la fauna (caza, tránsito incontrolado, etc.) hacen que, a primera vista, l’Albufera pueda llegar a parecer un sitio poco atractivo, tanto para las aves como para su observación.